Blog masónico de Ricardo E. Polo

martes, 16 de febrero de 2010

Sobre "esbirros" contemporáneos

Por Ricardo E. Polo : . Esta nota fue redactada en el año 2002 y publicad en una revista marplatense. Hace muchos años, allá por la cuarta década del siglo pasado, al finalizar la 2da guerra mundial, los aliados se fragmentaron. Los beligerantes se abrieron en dos bloques. Uno fue demonizado por el otro que se endiosó. En el bloque tras la cortina de hierro, surgió la KGB, que era una mutación de la "Cheka" y la NKVD, policía secreta al servicio primero de los zares y después de los bolcheviques. Delatores, espías, represores. Del otro lado surgió la CIA. Mutación del FBI y heredera de un tal Mackarty, que hizo más daño en USA que la guerra de Vietnam. La CIA se expandió por todo occidente, motivando odios, dirigiendo su publicidad demonizando a la entonces URSS. Lo mismo hizo la KGB en "tras la cortina", respecto del "occidente Cristiano". Después, cuando se "amigaron" Rusos y Americanos, la CIA se quedó sin trabajo por un tiempo y entonces empezó a instaurar dictaduras en Latinoamérica, para luego desestabilizarlas según el despertar mañanero de cuanto Republicano apetecía el poder. Ese despertar significaba que anoche había soñado con el liderazgo imperialista... sea la teoría de la "Seguridad Nacional" de Henry Kissinger, el más moderno ALCA o cualquiera de los engendros mutantes que implican dominar "el patio trasero"... Pues bien, mientras ellos jugaban con sus capitales, buscando alegremente donde obtener mayores beneficios "rentables", hicieron lo que hicieron en Vietnam, en Camboya, en el Golfo (recordemos que la guerra del golfo se hizo para proteger los intereses petroleros de Inglaterra y USA, en manos de los jeques árabes, en un territorio que le "sustrajeron" a Irak... y que un "demente" como Houssein tuvo el atrevimiento de querer reconquistar...); se experimentaron armas químicas, biológicas y atómicas que, triste pero responsablemente, afectaron incluso a los propios soldados aliados. Claro está en esa guerra no funcionaron corresponsales de guerra, ni se televisó el "teatro de operaciones"...No se pudo ver "in situ", los despojos de la violencia...Nacía una nueva técnica, basada en "ojos que no ven, corazón que no siente..." Bueno, pero, claro está, "de estas cosas no se habla"... porque inmediatamente aparecen en las Listas algunos personajes a los que llamamos también Q:.H:., qué, con vehemencia sin igual, proceden a denostar, atacar, desprestigiar, ironizar y tratar de destruir a cuanto Q:.H:. con más de dos dedos de frente, suele "cantarles la justa" a los publicitarios del far play norteamericano. U "Occidental...", cuando los hechos ocurren en "las europas", especialmente en el territorio de la Ex Yugoeslavia... Lamentablemente, a estos opinantes o defensores del stablishment norteamericano, se los suele calificar de "agentes de la CIA". Pero la verdad sea dicha, eso es un error. Un error porque no puede ser verdad. Para ser agente de la CIA hay que ser universitario y estudiar luego un postgrado que es muy severo y del que no todos sus estudiantes salen airosos. Y además, deben comportarse como en las series televisivas. Hay que tener vastos conocimientos y convicciones. No siempre democráticas, por supuesto, porque, como con los agentes de la ex KGB, primero esta la "patria" y después todo lo demás... Tenemos que ser cuidadosos y ecuánimes. ¿Por qué llamar agentes de la CIA, a quienes no lo son aunque lo aparenten? Porque eso es hacerles propaganda gratuita, ya que por su prédica, uno tiene el derecho de pensar que son personas de profundas convicciones políticas, sociales y económicas. No importa sobre qué aspectos de las tres cosas, ya que de todas maneras su solipsismo ideológico no les da el suficiente aire como para discernir otras ideas. En tiempos del medioevo, los señores feudales tenían a su servicio a un grupo de "defensores", a los que se denominaba "esbirros" (como este término no es habitual, vale la pena exponerlo como lo hace el diccionario de la R.A.E. "Esbirro" es el que tiene por oficio prender a las personas o ejecutar personalmente órdenes de las autoridades (policías, guardias, verdugos, consumeros, etc.); persona que sirve a quien le paga para ejercer violencias o desafueros." Definido que es, el término de marras, prosigamos diciendo que tales personas, cuya metodología se ha ido sofisticando -si cabe el término- a lo largo del ejercicio de la profesión, suelen realizar una ímproba tarea en las Listas y Grupos Masónicos en Internet. Esa tarea consiste en promover discusiones estériles, impropias, conflictivas y procurar desarticular cualquier emprendimiento que intente "esclarecer", redefinir o desasnar a quienes obran como tales. O confundir a quienes piensan o intentan pensar como deben hacerlo los masones: con libre albedrío y con libre pensamiento. Y fundamentalmente, con objetividad. Prosigamos. A lo largo del tiempo en que se observa la presencia de tales personajes, se puede apreciar su prédica prejuiciosa, descalificante hacia quienes se atreven a negarse como ovejas. A enlodar reputaciones, unas veces con insinuaciones, insidias y otras directamente con la calumnia, que es un excelente método de ensuciar a quien se desea excluir de los foros de opinión. O impedir que opinen. Y para eso, todo es sencillo, los esbirros pueden "adjetivar" con sambenitos tales como: es izquierdista, ya sabemos lo que piensa, cuídense de los que se disfrazan, es un antisemita, etc. etc., pero, naturalmente, con el anatema de las inconsistencias y las presunciones. Y ahora, algunos esbirros al servicio del latrocinio y la corrupción, suelen endilgar: es un pseudo-nacionalista, antiliberal, o tratar de ubicarlos dentro del "satanismo islamita"... Ya se hizo, se hace y se hará. Son especialistas en eso. Pero lo más interesante es que no están solos. De pronto, cuando se pone álgida una discusión o cuando se observa que los cuestionamientos al imperialismo (en los viejos tiempos el Feudo, el condado o el marquesado...) consolidan la imagen objetiva de la realidad, o algún Q:.H:. hace comparaciones "irritantes" entre las ideas de la Masonería y la realidad "circundante", aparecen en "patota", como decimos en Argentina y comienza una tarea demoledora de la personalidad del "atrevido" que dice su verdad. Y hasta se atreven a dudar de su condición masónica, que es, evidentemente, otra de sus maniqueas felonías. Eso ya ha ocurrido con muchos QQ:.HH:. e incluso con este servidor, al que llevaron hasta el infarto. La tarea que realizan estos caballeros "esbirros" es asombrosamente metódica y diría que hasta eficiente, porque una vez que logran poner en duda las intenciones del que "piensa y dice", en forma pública, la tarea de "demolición" prosigue a los correos privados, llevando injurias, calumnias, sospechas y finalmente condenando a un tragicómico ostracismo, a quienes han tenido la "audacia" de llamar a las cosas por su nombre. Así ocurrió y ocurre con la cuestión cubana y la fobia norteamericana con Fidel. Así ocurrió con Irán, con Irak, con Afganistán y con todo lo que al stablishment norteamericano le molesta. No importa si entre bambalinas utilizan el petróleo Iraki, hacen las paces con Irán, hacen una guerra contra el fantasma terrorista de B.L., con muchísimo olor a petróleo y poliductos; se pronuncian adalides de los Derechos del Hombre y muestran las curiosas fotografías de los enanitos rojos en Guantánamo, a quienes se les "trata correctamente" exhibiéndolos arrodillados, encadenados y con los ojos vendados, por la peligrosidad talibán de sus personas.. en semejante territorio militar. Y al respecto, conste que no hablo del "pueblo" norteamericano, sufrido, dolorido y ahora en vías de pauperización, que lamentablemente sabe poco de estas cosas non sanctas... y que de acuerdo con los pronósticos de los analistas económicos de USA, pasarán los próximos tiempos con recesión, desocupación y algo parecido a la exclusión, nada más que más sofisticada... Bueno, no negaremos que los talibanes son peligrosos... muchos de ellos aprendieron sus mañas con asesores de la CIA. De manera que, viendo la peligrosidad Talibán, no podemos decir lo mismo de aquellos a los que por decir una sarta de inconsecuencias, (entre paréntesis lindo método de profetizar conceptos ¿no?), se comete el error de colgarles el sambenito de "agentes de la CIA"... Eso no se debe hacer... Claro, alguno de nosotros se puede preguntar ¿y por qué no si la temática, las respuestas, las descalificaciones, las ironías y las tergiversaciones ameritan formularles tal "des...calificación"? Bueno, porque no es justo, tal como lo menciona el Q:.H:. Martínez Duran, en su opinión al respecto. Uno de los mayores derechos alcanzados por el hombre (también en esto intervino la Masonería) es el de que todo hombre es inocente hasta que se demuestre lo contrario. Y ese derecho justo y ecuánime, generalmente no es respetado por los esbirros, porque su prédica exige a los que no son de su "palo", demostrar que son inocentes. Es decir, sinteticemos, cantarle loas a sus amos...a los de los esbirros, claro está.. Agregando la frase que nuestro Q:.H:. Martínez Duran expresara, que considero, debería propagarse, cuando menciona: .”No olvidemos que los débiles no pueden ser sinceros ni tolerantes, la masonería es una escuela para la evolución en conciencia y en espíritu y en la medida que se avanza se adquiere fortaleza mental y espiritual.” Lo justo sería poder elevar el nivel de la discusión y poder esclarecer con altura las opiniones de cada uno. Algo así como la búsqueda de la Verdad, desbastando la piedra bruta, que es, entre otras cosas, la falta de conocimientos y criterio para analizar las cosas. Y sin subestimar o descalificar a los que no opinan como nosotros. Poder, por ejemplo, expresar nuestro repudio a las "informaciones" tergiversadas, que procuran desvirtuar una noticia, por ejemplo, de que en Inglaterra se prostituye a niñitas procedentes de América Latina, África y Asia, sin que eso signifique que el régimen cubano es el que promueve tal "negocio". Y eso porque entre las niñitas había algunas procedentes de Cuba. Así como hay quienes se horrorizan de pensar que Fidel pudiera estar en el asunto, hay muchos que saben cómo era Cuba durante Fulgencio Batista y quienes eran los proxenetas que explotaban a las prostitutas de Camaguey o Santiago. Y que se sepa, no era Fidel el proxeneta. E incluso, debemos enfatizar, en aquellos días, pocos eran cubanos. Menos, creemos, que los que hacen cosas parecidas en la península de La Florida. En la actualidad. O sin dejar de mencionar que la mayor red de pedófilos que ha sido denunciada en el mundo... es de neta producción británica. Pero sucede que en las Listas y Grupos Masónicos en Internet, también se desarrolla la lucha ideológica. Y como si todavía no hubiera ocurrido la caída del muro de Berlín, algunos esbirros suelen ocupar la banca del opinante, envenenando con ironías y supinas faltas de respeto, a quienes opinan o no opinan como ellos. Con una verbigracia que puede sostenerse incursionando en los archivos de e-mail de la Lista [Foro de logiaRED] o, para mayor información de los QQ:.HH:. que poseen el ID de Yahoo, en la correspondencia de otras Listas masónicas. Lo cierto es que habiendo logrado superar mis dos infartos del mes de noviembre y con una excelente terapia, basada en el apotegma latinizado de "non calentarum largo vivirum", nos atrevemos a "pontificar" expresando que quienes "esbirramente" trataron de silenciar una voz más, entre tantas voces, ahora no son tan elocuentes, visto y considerando de qué modo la actualidad internacional muestra claramente lo "acertado" de sus opiniones. En este caso en particular, el que hoy nos toca mencionar, expone el intento de descalificar a una Q:.H:. residente en Suiza, que tiene y ha tenido la valentía de defender sus ideas, equivocadas o no, mediante las cuales expresa sus sentimientos solidarios ante los que sufren. No importa si son rusos, camboyanos, homelees norteamericanos o ahorristas argentinos, todos ellos víctimas de un sector del poder mundial, a quien le importa un rábano cuántos sufren, mueren, son misérrimos y jamás tendrán nada. Finalmente, mis QQ:.HH:., debo expresarles mi cansancio frente a las incomprensiones disfrazadas de masonería. Frente a la intolerancia disfrazada de "superioridad" democrática, muy sugerentemente parecida a la "superioridad aria", tan mentada en la década de los 30 en el siglo pasado. Seguramente algunos propagadores del far play de los primos del norte, ignora que aquellos desfiles multitudinarios ocurridos en la Alemania Nazi, que tanto indignan a los "occidentalismos" y que fueron exhibición enjundiosa de la svástica desvirtuada, también tuvieron lugar en los EE.UU. y también multitudinariamente. Deberían consultar los archivos gráficos de la época. Ahora que se están abriendo los expedientes X .."top Secret"... Por eso, cuando la Q:.H.. Yvette Reuteler menciona la deliciosa palabra "idealismo", esa que hace latir con fuerza nuestros corazones y nuestras mentes formadas a través del esfuerzo de la lectura y la "comprensión de textos", se despierta en nosotros ese ¡alerta! que nos dice: cuidado con los que confunden "idealismo" con el "idealismo filosófico de George Berkeley" y los que ahora sostienen a rajacincha, que las ideologías han muerto o que han muerto las ideas... Las ideas, mis QQ:.HH:. parecen tener la fortaleza de las cucarachas, que han logrado sobrevivir a través de los tiempos y las bombas atómicas. Aunque no sea óptimo utilizar la imagen de la cucaracha, definida por el D. de la L. C:. como: insecto dictióptero de América, de cuerpo rojizo y elitroides más largas que el cuerpo (Periplaneta americana). y que el vulgo tiene como "bicho repugnante", pero que tiene la virtud de lograr sobrevivir a todo intento de ser destruido. Y esto va, porque esos "aprendices de hechicero" al servicio de los reaccionarios (no me hagan definir qué cosa son, por favor, porque ya lo sabemos) que así lo sostienen, y que son los aprendices de enterradores del pensamiento, mucho se les parecen. Esos que cuestionan las ideas sobre la Libertad con su particular modo de concebirla: "...para nosotros, no para los otros..."., son los que dicen saber sobre "Masonería", juzgan a los HH:. y hasta los expulsan -democráticamente claro está- tanto de las Listas Masónicas en Internet, como de sus propios talleres. Mostrando, eso si, su claro concepto de Fraternidad, Libertad, Igualdad y mejor conocimiento de la Historia de la Masonería. Pero, QQ:.HH:., sin esa Libertad respetada y respetable, sin esa libertad real, efectiva, ejercida sin tapujos y sin carceleros, QQ:.HH:., no hay ni habrá ideas. En síntesis y sin hacer menciones genéricas, ni aludir a nadie en particular, porque no es el caso, podemos deducir y hasta afirmar, que los esbirros no pueden ser agentes de la CIA..

No hay comentarios:

Publicar un comentario